Un agente de la Policía Local auxilia en pleno centro de Zamora a una mujer que huía de su agresor

E.P.

Un policía municipal de Zamora evita una agresión a una mujer por su expareja y con orden de alejamiento. El agente impidió que le arrebatara a sus hijos.

Un subinspector de la Policía Municipal de paisano se ha interpuesto en una agresión a una mujer en el centro de Zamora por su ex pareja, un hombre con orden de alejamiento. El agente se encontró con una mujer en el centro de la capital, corriendo en compañía de dos menores de corta edad, uno de ellos sujeto en brazos, por lo que se interesó sobre su estado para prestarle ayuda.

 

En un primer momento, la mujer se mostró reticente a explicar lo ocurrido, pero uno de los niños manifestó al agente de manera espontánea que su padre había pegado a su madre. El subinspector, sospechando la posibilidad de que esa mujer pudiera haber sido víctima de violencia de género, insistió nuevamente en prestar la ayuda que pudiera precisar, por lo que finalmente la mujer confesó que había sufrido una agresión de su pareja, pero que no quería denunciar.

 

Inmediatamente, se presentó en el lugar un hombre de unos 30 años de edad que manifestó ser el padre de los niños e hizo ademán de arrebatárselos a la mujer, momento en el que el subinspector se lo impidió procediendo a identificarse como miembro de la Policía Municipal, requiriendo la identificación del hombre, a la vez que instó a la mujer a refugiarse en un negocio próximo al lugar de los hechos.

 

El subinspector requirió nuevamente al hombre su identificación, pero este se negó a colaborar e intentó abandonar el lugar, momento en que fue retenido por el propio agente, con la colaboración de otro miembro de la Guardia Civil, también fuera de servicio, al percatarse de la situación.

 

 

Tras recibir el apoyo de agentes de una patrulla de la Policía Municipal y practicarse la detención y traslado a las dependencias de la Policía Nacional, el subinspector se entrevistó nuevamente con la mujer agredida, expareja del detenido, verificando así la presunta agresión. En los datos policiales consta que el hombre tiene una orden de alejamiento de la mujer y se ha hecho constar que en la mañana del domingo se había presentado en el domicilio de la misma muy alterado y presuntamente la habría agredido.

Noticias relacionadas