Cyl dots mini

Silván asegura que quiere vivir "en primera persona" las reivindicaciones de un alcalde a la Junta

Silván

El consejero de Fomento y Medio Ambiente y candidato del PP a la Alcaldía de León, Antonio Silván, ha asegurado que quiere vivir "en primera persona" lo que es reivindicar como alcalde a la Junta de Castilla y León.

Según ha comentado algunos alcaldes le han advertido antes de comenzar el encuentro que una vez se convierta en regidor comprenderá el papel de un edil a la hora de pedir a la Administración regional. "Ahora voy a verlo, quiero verlo en primera persona", ha dicho el consejero, que se ha mostrado convencido de que lo conseguirá con el proyecto "responsable, realista y comprometido del PP".

 

El titular regional ha insistido en que es para él un honor optar a la Alcaldía de León, pues es en esta ciudad donde ha crecido y desarrollado diversos proyectos de vida, así como ha trasladado su ilusión y sus ganas por ser hoy el candidato y ser alcalde a partir del 24 de mayo.

 

En declaraciones recogidas por Europa Press, ha subrayado que en política se está para servir y acudir donde se es requerido y ha resaltado que él se ha "subido al barco" de la mano del PP, por lo que estará donde este partido entienda que mejor cumplirá ese ejercicio de responsabilidad.

 

Silván, que ha reiterado que es "tremendamente disciplinado", ha garantizado que trabajará con los principios "claros" que tiene el PP, siempre en beneficio de los leoneses, los castellanos o los castellanoleoneses allí donde se encuentre.

 

Preguntado por quién encabezará la lista a la Alcaldía, ha eludido pronunciarse por respeto a los tiempos y los órganos del partido. No obstante, nada más formular su pregunta uno de los periodistas, el consejero ha respondido con ímpetu que sería un "amigo suyo". "Mi gran amigo, mi gran amigo y mi... Lo decía antes y lo digo ahora, soy tremendamente respetuoso con las decisiones y los órganos del partido, que debemos respetar las nueve provincias y capitales con sus diputaciones", ha señalado entre titubeos.