La expareja de Juana Rivas abandona la Guardia Civil con sus hijos

Francesco Arcuri, el padre de los hijos de Juana Rivas (Foto: E. P.)

La mujer, en libertad provisional, ha entregado a los menores en la fecha límite fijada por la justicia | El padre se marchará a Italia con los menores.

Francesco Arcuri, el padre de los hijos de Juana Rivas, la mujer de Maracena (Granada) ha entregado este lunes a los menores, de once y tres años, al progenitor, condenado por lesiones en el ámbito doméstico en 2009, ha abandonado con los niños las instalaciones de la Comandancia de la Guardia Civil, donde se ha reencontrado con ellos después de un año y tres meses sin verlos.

 

Sobre las 13,45 horas, Francesco Arcuri, residente en Italia, había llegado en un coche a la Comandancia de la Guardia Civil, donde los niños han sido entregados a la Policía Judicial pasadas las 11.00 horas de este lunes, cuando Juana Rivas, investigada por supuesta desobediencia judicial y sustracción de menores, se ha adelantado en el cumplimiento de la obligación que tenía de devolver a sus hijos en un punto de intermediación familiar de la capital granadina a las 17.00 horas de este lunes.

 

A la salida, el coche en el que llegó Arcuri a la Comandancia de la Guardia Civil ha salido por la misma puerta delantera, si bien el padre de los hijos de Juana Rivas ha salido con ellos por un acceso lateral, para evitar a los medios de comunicación.

 

Según ha informado por su parte el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, la titular del Juzgado de Instrucción 2 de Granada ha dejado "sin efecto", en este sentido, el emplazamiento que había hecho para que los niños fueran entregados en el punto de encuentro de la Junta.

 

Lo ha hecho después de recibir un escrito de la Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Guardia Civil de Granada, en la que se le comunicaba que, a las 11,50 horas de este lunes, había comparecido voluntariamente Juana Rivas para, de forma también voluntaria, entregar a sus dos hijos menores en cumplimiento del auto dictado el pasado jueves 24.

 

La juez no tiene previstas más diligencias durante este lunes en relación con el caso de esta madre de Maracena, que está en libertad provisional desde el pasado martes 22, cuando compareció en calidad de detenida en sede judicial.

 

Francesco Arcuri, que ha estado pendiente durante la mañana de ser avisado para recoger a los niños, manifestó a los medios, en el último mes en distintas ocasiones, que su intención es volver a Italia con sus hijos, adonde viajará una vez se cumplimenten los trámites administrativos pertinentes. La familia vivió en la isla italiana de Carloforte hasta que, el 18 de mayo de 2016, la madre se trasladó con los menores para unas vacaciones de las que debían regresar el 27 de junio, si bien ello no sucedió.

 

Juana Rivas interpuso en julio de este pasado año en España una nueva denuncia por supuestos malos tratos contra Arcuri, que este mes de agosto ha sido remitida, traducida, a los tribunales italianos para su investigación, dado que los hechos sucedieron en Italia. Asimismo, Rivas amplió posteriormente esta denuncia, y solicitó que se investigara a Arcuri en España ya que se encontraba en territorio nacional a la espera de recoger a sus hijos.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: