Globalia se queda por ahora fuera del negocio del AVE privado

AVE Málaga tren alta velocidad viaje turismo Madrid servicio ferroviario

La familia Hidalgo había unido fuerzas con Talgo y un fondo inversor para llevarse alguna de las líneas, pero finalmente han ido a parar a competidores.

El grupo Globalia, comandado por la familia Hidalgo, se queda por ahora fuera del negocio del AVE privado que se abrirá en 2020. La compañía estatal Adif ha anunciado este miércoles los primeros adjudicatarios del AVE a Barcelona, el AVE a Levante y el que une Madrid con Sevilla y Málaga, una nueva línea de negocio por la que Globalia había apostado con fuerza al aliarse con el histórico fabricante de trenes Talgo y el fondo Trilantic. El primer contrato ha ido para los ferrocarriles de Francia y la unión entre los de Italia y Air Nostrum.

 

Globalia y la familia Hidalgo están en plena estrategia para diversificar su negocio y buscar nuevas oportunidades, una vez que ha hecho 'caja' con la venta de Air Europa por mil millones de euros al grupo IAG y la fusión de oficinas de viajes con Barceló.

 

La compañía ferroviaria pública francesa SNCF y el consorcio integrado por Air Nostrum y Trenitalia han sido seleccionados como los dos primeros operadores que entrarán a competir con Renfe en transporte de viajeros en tren AVE cuando en diciembre de 2020 este mercado se abra a la competencia. Se trata de las dos empresas a las que Adif ha adjudicado, en reunión extraordinaria de su consejo de administración, la capacidad para operar en el AVE que ha sacado a concurso en el marco del proceso de liberalización del ferrocarril.

 

En concreto, Intermodalidad de Levante (Ilsa), sociedad de los dueños de Air Nostrum, y su socio italiano se quedarán con el grupo de circulaciones y frecuencias ferroviarias denominado 'B', que contempla poner en marcha 16 trenes al día en el conjunto de los tres corredores que se abren a la competencia: el AVE a Barcelona, el AVE a Levante y el que une Madrid con Sevilla y Málaga.

 

De su lado, la SNCF, a través de su filial española Rielsfera, se ha hecho con el denominado paquete 'C' de servicios, el que comprende cinco circulaciones al día por estas tres mismas líneas. El resto de compañías que han competido para posicionarse en el mercado del AVE y que, por el momento, no logran entrar son la firma andaluza Eco Rail, el grupo formado por Talgo, Globalia y el fondo Trilantic, y el conformado por las compañías de concesiones Globalvía y Moventia.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: