Farmacéuticos y Guardia Civil reforzarán la seguridad de colectivos vulnerables a través de las farmacias

El objetivo final es dar una respuesta ágil y coordinada ante posibles problemáticas que puedan tener mayores, menores o personas con diversidad funcional.

Los farmacéuticos de León y la Guardia Civil han firmado un convenio de colaboración que busca reforzar la seguridad de los colectivos más vulnerables a través del trabajo diario en las oficinas de farmacia.

 

Este convenio de colaboración, que se extenderá a todos los Colegios Oficiales de Farmacéuticos de la Comunidad y que se ha desarrollado bajo la coordinación del CONCYL-Consejo de Colegios Profesionales de Farmacéuticos de Castilla y León, pone en el punto de mira al farmacéutico, como figura relevante por su cercanía y asesoramiento a la población.

 

El objetivo final es dar una respuesta ágil y coordinada ante posibles problemáticas que puedan tener mayores, menores o personas con diversidad funcional, todos ellos colectivos vulnerables, ante determinados hechos ilícitos y malas prácticas.

 

El teniente coronel y jefe de la Comandancia de León, Julio Andrés Gutiérrez Hernández, y el presidente del Colegio Oficial de Farmacéuticos de León, Javier Herradón Muñoz, han firmado este miércoles el convenio de colaboración entre ambas instituciones. La rúbrica de este protocolo se deriva del convenio firmado recientemente entre la Secretaría de Estado de Seguridad y el Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos para el desarrollo de actuaciones de información, prevención y protección de estos colectivos.

 

En este caso, la Guardia Civil pone el foco en asuntos como hurtos, robos, estafas, abusos y malos tratos, violencia de género, drogas y alcohol, acoso escolar y uso de nuevas tecnologías. Para seguir poniendo cerco a estos escenarios, el teniente coronel de la Guardia Civil ha puesto en el punto de mira a los farmacéuticos por su "contacto profesional sostenido con estos y otros colectivos que requieren de sus consejos sanitarios y sus servicios".

 

Los farmacéuticos se convierten de este modo en una "vía de comunicación" para difundir sus distintos Planes de Seguridad y como potenciales detectores tempranos de personas vulnerables o en riesgo ante hechos delictivos.

 

En este sentido Javier Herradón ha puesto en valor la oficina de farmacia como "un espacio de salud y seguridad que, dada su cercanía y su disponibilidad todos los días del año, recibe diariamente a muchos de sus vecinos mayores, no sólo por cuestiones médicas sino para resolver problemas o inconvenientes de su rutina diaria".

 

Ambas instituciones han acordado un intercambio fluido de información y se impartirá formación específica a los profesionales de los dos ámbitos y se ofrecerá material divulgativo y se colaborará en campañas de sensibilización y prevención ante ciertos riesgos y amenazas.

 

Para coordinar todas estas acciones, se ha creado una Comisión Mixta de Seguimiento, integrada por profesionales de ambas instituciones, que permitirá evaluar la puesta en marcha del convenio.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: