El vestidor de la Reina Letizia durante sus vacaciones de verano

La Reina Letizia durante el verano en Mallorca

El verano permite a la Reina Letizia mostar su faceta más informal y desenfadada a través de sus looks.

Una imagen que nada tiene que ver con el estilismo working girl por el que apuesta durante el curso. Por eso su estancia en Mallorca significa un auténtico aire fresco que nos permite conocer otra parte muy diferente del vestidor de la mujer de Felipe VI.

El 1 de agosto la Familia Real al completo aterrizaba en Mallorca, dejándose ver por primera vez ante los medios en el Club Náutico, donde la Reina Letizia, la Princesa Leonor y la Infanta Sofía han acompañado al Rey Felipe.

 

 

Para su estreno en cuanto a los looks de verano se refiere, Doña Letizia apostó por un estilismo muy acorde tanto para la isla como para el mes por excelencia de las vacaciones: un vestido de algodón con bordados de Adolfo Domínguez, combinándolo con unas cuñas Sardinia de la firma Mint and Rose y una cartera de mano de Furla.

 



En una frenética agenda durante su estancia en Mallorca, al día siguiente podíamos ver a la monarca acudir al cine acompañada de la emérita Doña Sofía y sus hijas para ver El Rey León. Para esa ocasión en la que la Reina acaparó todas las miradas de los transeúntes del centro de Mallorca escogió un mono de lino en color verde de la firma española Mango y las mismas cuñas, demostrando que son su opción favorita durante el verano.

 



Al día siguiente del cine, las chicas aprovechaban otra salida en esta ocasión para ir al ballet a ver El lago de los cisnes, en esta ocasión la Reina lucía uno de sus looks más elegantes del verano jugando con el efecto óptico: un vestido midi de tirantes en blanco y negro con falda de vuelo y cuerpo ceñido firmado por Carolina Herrera. Lo combinó perfectamente con unos zapatos de tacón destalonados de Manolo Blahnik.

 



Aunque es en las vacaciones cuando podemos ver a la Reina lucir pantalones de una manera informal, este verano se ha decantado mayormente por vestidos, luciéndolos únicamente durante una visita el pasado 4 de agosto al mercadillo típico de Pollença, donde paseo con un look más veraniego compuesto por bermudas blancas, camisa de rayas y alpargatas negras.

 

Por la tarde de ese mismo día la Reina cambiaba de estilo totalmente para el mítico posado familiar en los jardines de Marivent, posando para el recuerdo con un vestido en blanco con flores en rojo, con escote en V por delante y sin mangas, con falda de vuelo y alpargatas de cuña y con tiras cruzadas.

 



Y como no podía ser de otra manera, un verano más los Reyes han recibido a las autoridades baleares en el Palacio Real de La Amudaina de Palma. Una de las citas más importantes para el verano de Doña Letizia y que ha vuelto a superar con sobresaliente. Para este año la Reina ha apostado por su color fetiche con un vestido rojo con con escote halter, sin mangas de cuerpo entallado y falda evasé. Lo combinó con un clutch de CH Carolina Herrera y sandalias de tiras de Jimmy Choo.

 



Pero tras la resaca de la recepción los Reyes y sus hijas han salido a despedirse de Mallorca, visitando la Casa Museo Son Marroig y dejando una preciosa estampa familiar. Para su último día la Reina ha apostado por el blanco, como ya hizo en su llegada, con un vestido con escote chimenea y botonadura delantera sin mangas de Uterqüe que ha acompañado de un bolso de tela mallorquina y alpargatas.

Sin duda, la versión más veraniega e informal de la Reina Letizia, que durante sus vacaciones continúa siendo fiel tanto por la moda española como por su elegante estilo.

 

 

 

Comentarios

Claro 11/08/2019 20:40 #1
Estoy muy contento de el destino que se da a mis impuestos.

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: