El Consejo Regulador de Cecina de León cree que con la ayuda de la Junta se podría exportar a Japón y EEUU

Alimentaria

El Consejo Regulador de Cecina de León ha asegurado que empresarios de Japón y Estados Unidos han apostado por este producto para su exportación, por lo que la organización ha pedido a la Junta que colabore con la Indicación Geográfica Protegida.

Este interés se ha detectado en el marco de la feria Alimentaria, donde comercializadores y distribuidores japoneses y estadounidenses han protagonizado en las últimas horas numerosos encuentros con responsables de la IGP, a quienes han comunicado que el sello leonés es una marca de calidad con muchas posibilidades de triunfar en sus mercados.

El Consejo Regulador ha explicado que se da la circunstancia de que la exportación tanto a Japón como a Estados Unidos se ve truncada en muchas ocasiones por las "trabas" administrativas y sanitarias que imponen ambos países.

Por ello, el Consejo ha aprovechado la presencia de representantes de la Junta de Castilla y León en Alimentaria para hacer una petición al Gobierno autonómico en esta materia.

Así, se ha solicitado a la consejera de Agricultura, Silvia Clemente, que su departamento estudie de qué manera puede interceder ante las administraciones competentes para ayudar a que los empresarios de 'Cecina de León' puedan abrirse camino en estos países con la documentación requerida y de forma conjunta. "El objetivo, no perder mercados por trabas burocráticas o sanitarias", ha apuntado.

INTERÉS DE OTROS PAÍSES

Además de Japón y Estados Unidos, comercializadores, hosteleros e importadores de Francia, Bélgica e Italia han sido también principales protagonistas en el expositor del Consejo Regulador. En lo que se refiere a mercado interior, los empresarios catalanes y gallegos son los que más producto e información han demandado.

El Consejo ha incidido en que en esta nueva edición de Alimentaria se ha percibido mucho más conocimiento de la 'Cecina de León' entre los expertos del sector. Por eso, el objetivo fundamental de muchos de ellos en esta cita ha sido recibir nociones de cómo distinguir entre una buena y una mala cecina a través de aspectos técnicos y visuales.

Tanto la presidenta del Consejo Regulador, Natalia Ordóñez, como la directora técnica de la IGP, Raquel Factor, han sido las encargadas de dar a conocer la marca de calidad leonesa en Alimentaria.

La "estrella" este año ha sido sin duda la 'Cecina de León Reserva', principal baza del Consejo para penetrar en el mercado gourmet. La calidad de sus piezas de más de doce meses de curación "sigue convenciendo al mercado, que cada vez reclama productos más selectos".

De hecho, los representantes del Consejo han desembarcado en Alimentaria con 20 kilos de 'Cecina de León Reserva' para realizar constantes degustaciones de producto.