Days Gone, un videojuego de PlayStation diseñado para matar al jugador

A partir del 26 de abril, y en exclusiva para la consola PlayStation 4, los jugadores podrán disfrutar de Days Gone y de su universo donde, como asegura su creador, "todo está diseñado para mataros".

PlayStation ha presentado el juego 'Days Gone', desarrollado por el estudio Bend Studio en exclusiva para PS4, en un evento en Madrid donde el director creativo y guionista del juego, John Garvin, ha dado detalles de este nuevo título que fue diseñado para crear un entorno "lo más peligroso posible", con una gran carga narrativa diseñado para matar al jugador.

 

Days Gone es un juego de acción en el que su protagonista, Deacon St. John, un motero convertido en cazarrecompensas, debe enfrentarse a todo tipo de peligros para sobrevivir en un mundo donde la humanidad ha sido infectada por una pandemia que da lugar a criaturas salvajes llamadas 'engendros'.

 

En un escenario donde el clima cobra gran protagonismo, el jugador tendrá que enfrentarse a todo tipo de situaciones meteorológicas extremas propias del Pacífico noroeste de Estados Unidos, donde está ambientado, como ha contado el mismo Garvin.

 

Days Gone es un juego donde la narrativa soporta la mayor parte de la carga del juego. Su protagonista es "un personaje quebrantado al principio y a lo largo de 30 horas pasa por experiencias que al final del juego le han hecho cambiar", asegura Garvin, el responsable de esta historia.

 

Toda esta transformación se intenta llevar al jugador "para que sienta algo, para que se ría o llore, o tenga miedo". "Es una experiencia transformadora para Deacon pero también para el jugador", asegura el director creativo.

 

En el universo de este nuevo título, el jugador se tendrá que enfrentar a diferentes peligros, desde los 'engendros', que muchas veces están protegidos por grupos de humanos que luchan en su defensa, los 'reapers', hasta animales propios de este nuevo mundo, distintos a los del mundo real.

 

Un elemento muy importante en el universo de Days Gone es la motocicleta, que supone "un medio esencial para la supervivencia" y que además incluye una función de 'autosafe' o 'autoguardar' que solo se podrá activar cuando Deacon esté conduciendo el vehículo. El jugador deberá, en todo momento, tener en cuenta este elemento: dónde aparcarlo para poder huir rápido en caso de ataque o qué piezas va a necesitar dependiendo del escenario y el tiempo.

 

Durante el evento, en el que también ha estado presente la directora de PlayStation España, Liliana Laporte, los asistentes han podido jugar en primicia a la primera hora de la versión beta del título, además otras actividades ambientadas en el universo de Days Gone como un puesto de tatuajes o la posibilidad de adquirir una matrícula personificada.  

 

El guionista y desarrollador del juego ha revelado que Days Gone se creó originalmente para la consola portátil PS Vita, para la que ya no se fabrican consolas ni cartuchos, y que posteriormente se ha adaptado a PlayStation 4. "Todos los sistemas tenían que estar funcionando antes de hacer el ajuste como juego", ha descrito en referencia al cambio de plataforma.