Bob Dylan llenará Salamanca de blues, folk y country y clásicos propios... pero sin cámaras

Bob Dylan (Foto: E. P.)

El artista actúa en el Multiusos Sánchez Paraíso de Salamanca este 24 de marzo, en el marco de la celebración del VIII Centenario de la USAL, pero sin cámaras que puedan captar sus momentos más memorables.

Dylan es alérgico a los medios y no ha concedido pases de fotografía de prensa en Salamanca. Entrevistas, ni soñar. Al público le está totalmente prohibido hacer fotos del concierto. Además, la megafonía anuncia que ni mucho menos se puede grabar el sonido o la imagen del concierto bajo pena de expulsión. Nada se sabe de si ha viajado acompañado de la familia como suele, ni de la composición de lo que ahora considera el cantautor que es su círculo más cercano en una vida privada más intensa de lo que sugiere.

 

En cuanto al set de canciones, sabido es que Dylan no suele hacer concesiones a los fans ni a las promociones. Hace décadas que hace lo que le viene en gana sobre el escenario y en el estudio. El set completo se puede consultar en este link de su web oficial. En este último caso, lleva en gira desde 1989 y su último disco es el primer triple de su carrera, así que es del todo imprevisible. Este último trabajo está compuesto por viejas grabaciones recuperadas en las que repasa el cancionero americano, temas del acerbo estadounidense y precisamente en blues, soul y folk ha buceado en la capital lusa.

 

No en vano, Salamanca recibirá este 24 de marzo la visita de Bob Dylan, un concierto que servirá a la ciudad para retomar la estela de grandes citas y estrellas musicales de la que ya disfrutó en 2002. Entonces, hace 16 años, ya fue punto de encuentro para artistas como Van Morrison, B.B. King o The Cranberries.

 

Hace poco más de tres lustros, también pasaron por Salamanca intérpretes de la talla de Barbara Hendricks, Suede, Status Quo, Monserrat Caballé o Josep Carreras, junto a otros conocidos de los espectadores españoles como Los Secretos, Los Planetas, Hombres G o Manolo García.

 

El motivo, que aglutinó tal elenco de intérpretes - un centenar de conciertos, en total-, fue la celebración de la Capitalidad Cultural Europea en 2002, una designación que sirvió a Salamanca para contar con un programa de actividades y con una inversión en equipamiento público que cambió, para siempre, la ciudad.

 

Ahora, salvando las distancias y las diferencias de una y otra efeméride, la localidad tormesina encara un 2018 marcado por la celebración del octavo centenario de la Universidad de Salamanca, un acontecimiento de Estado que servirá también para conmemorar el nacimiento de la Educación Superior en España y en Iberoamérica.

 

Este es el caso del concierto de Bob Dylan, cuando, bajo la línea de intervenciones del Ayuntamiento de Salamanca, el Premio Nobel llegará para ofrecer uno de los tres conciertos previstos en España dentro de su gira europea.

 

CONCIERTO DYLAN

 

El cantante norteamericano ofrece un concierto en el Multiusos Sánchez Paraíso de Salamanca, en lo que será su primera actuación en España dentro de su nueva gira.

 

Posteriormente, el artista continuará con tres noches más en el Auditorio Nacional de Madrid - los días 26,27 y 28 de marzo- y otras dos en el Liceo de Barcelona - 20 y 31 de marzo-, antes de continuar con su gira europea.

 

Para la cita de Salamanca, las más de 4.000 entradas, que permitirán disfrutar de cerca de dos horas de la música de este "autor de proyección universal", ya están agotadas. Se terminaron unos 40 minutos después de ponerse a la venta.

 

Para su llegada a Salamanca, además de otros posibles apoyos y de la recaudación, el Ayuntamiento de la ciudad aportará 115.000 euros más IVA, una cantidad que saldrá del 1,2 millones de euros que el Consistorio ha destinado para actividades culturales con motivo del VIII Centenario de la Universidad.