Andres seoane fuente original

Educacción Digital

Andrés Seoane Fuente

500.000 empleos sin cubrir

Empleos detail

El Blog de Andrés Seoane en Tribuna Valladolid

La Comisión Europea calcula que para el año que viene habrá entre 500.000 y 750.000 puestos de trabajo que se quedarán sin cubrir por la falta de perfiles profesionales aptos en Europa. Como mínimo, medio millón de vacantes. Para un país como España, con una tasa de paro del 13,92% según los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) publicados hoy, es un lujo que no nos podemos permitir. ¿Y en qué sectores se va a producir esa ausencia de candidatos cualificados? Principalmente, en los relacionados con las nuevas tecnologías.

 

En la EPA del tercer trimestre se ha bajado del 14% de tasa de paro en España por primera vez desde finales de 2008. No obstante, la advertencia de Bruselas sobre dónde debe enfocarse la formación para responder a las demandas del futuro mercado laboral, exige un compromiso tanto a nivel de la Administración pública como de las universidades y centros de formación superior. La ingeniería informática, la ciberseguridad o el big data deben ser disciplinas estratégicas en los mapas de titulaciones que se planteen a partir de ahora, y debe darse un impulso de mayor calado a todos los grados, másteres y posgrados de la rama STEM (Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas).

 

En el caso de España, además, la situación es más preocupante puesto que si en Europa se considera que el 37% de la población activa no posee un nivel adecuado de competencias digitales, y hasta el 11% está completamente falta de ellas, en nuestro país sólo el 53% posee unas habilidades digitales básicas.

 

Las previsiones de la Comisión Europea también apuntan que nueve de cada diez empleos que se ofertarán a corto plazo exigirá competencias digitales. Y de cara a los próximos cinco años, la formación en tecnología será media y alta en el 85% del empleo europeo y en el 70% del nacional. Unas estimaciones que no dejan margen a la improvisación.

 

El papel que pueden y deben jugar las universidades online en este escenario es fundamental. A la decisiva ventaja que aporta su metodología para compatibilizar la formación superior con el desempeño profesional y la vida personal, se suma el conjunto de habilidades digitales intrínsecas al aprendizaje online, que mejoran estas competencias, de manera transversal, en los alumnos de todas las titulaciones.

 

La matriculación en los grados y másteres STEM en España se reduce paulatinamente y el papel de la mujer, con mucho menor peso que el masculino, está perdiendo aún más protagonismo. Y hay que revertir esta situación con urgencia si no queremos perder un tren que, de dejarnos en tierra, comprometerá gravemente el desarrollo futuro de todos los sectores de actividad del país. Las universidades online pueden servir como herramienta fundamental para ayudar a dar la vuelta a estas circunstancias. No lo olvidemos: 500.000 empleos sin cubrir.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: